¡Hola Lovers, feliz día!

Espero que hayáis tenido una semana genial.

Hace poquito mi niña y yo pasamos por un brote de gastroenteritis, y ¡qué fastidio! Fue tan solo un virus que duró 48 horas, pero realmente lo pasamos muy mal, sobre todo mi bebé, al ser tan chiquitita, da mucha pena verlos así de malitos, y más cuando tú también estás enferma y no puedes hacer mucho.

Así que, si vuestros bebés, o alguno de vosotros, estáis pasando por algún virus de este tipo, estaros atentos a los siguientes trucos para llevar lo mejor posible esta enfermedad.

No deshidratratarte

Lo más importante es beber mucho líquido.

Para mi niña me recomendaron “Cito – Oral Junio” Tiene sabor a fresa y es bastante eficaz. A mi bebé le gustó mucho y evita la deshidratación.

Tu puedes tomar suero que hayas preparado en casa con agua, limón exprimido, azúcar y bicarbonato; o comprarlo en una farmacia. Yo normalmente lo preparo en casa, pero esta vez me compré “Sueroral Hiposódico” y no me gustó nada de nada, tengo que decirlo. También es muy recomendable el “Acuarius”.

Medicamentos contra la gastroenteritis

Una ayudita nunca viene mal. En mi caso fue a base de “Primperán”, pero como mis vómitos no cesaban, tuve que ir al centro de salud a que me lo pincharan. ¡Toda una odisea, vamos!

¿Y para los niños? Sabéis que antes recomendaban el “Primperán Junior” pero ahora se ha demostrado que existe uno mejor para combar este horrible virus, se llama “Motilium” y le fue bastante bien.

Dieta blanda

Una vez hayan pasado los vómitos y la diarrea puedes tomar algún yogur, jamón york, queso fresco, pavo, arroz blanco, etc. Siempre y cuando el cuerpo te lo permita.

Para mi bebé era mejor la leche sin lactosa, ya que es menos pesada y más fácil de digerir. Así que me animé a probar con la leche “Kaiku sin lactosa” y la verdad es que le fue genial.

Reposo y más reposo

Pero, sobre todo, y lo más importante es guardar reposo y esperar a que el cuerpo combata el virus.

Una vez terminado, cambia sábanas, pijamas y ventila muy bien la casa

Espero que os haya servido de ayuda y que no nos pongamos más malitas.

¡Mucho loveeeeeee y, feliz semana!